21 septiembre 2008

Tarde laboral

Mis compañeros golpeaban rutinariamente los teclados de sus computadoras reconstruyendo retazos de los hechos de hoy que mañana serían historia. Todo parecía habitual esa tarde.

Yo caminando hacia la impresora pensaba: esta ya es mi última nota del día. Sólo tenía que lleváserla al corrector para que le echara un vistazo. Tomé la nota y chequé que fuera la mía, alcé la mirada hacia el área contigua y vi a mi jefe, sentado frente a la computadora de la diseñadora, dándole algunas indicaciones sobre la portada de la sección.

-¡Hey! Creí que que te acababa de ver de reojo cuando pasé por tu oficina... justo pensaba ir para allá en unos minutos.

Su mirada continuó como perdida entre las líneas de texto e imagen en el monitor de Teresa y me dijo:

-¿Ah si? Ahorita voy para allá.
-Qué raro! lo juro que te vi.
-A lo mejor era mi doble - dijo con media sonrisa en la boca.
-Tal vez sí eh. Ahorita iré con él a ver si es más simpático que tú- le dije bromeando.

Dejé mi nota con el corrector y en menos del minuto estaba ya en la oficina de mi jefe.

-¿Qué pasa Alejandrita, cómo estás?-

Me acercó un plato de galletas. De almendra, mis favoritas.

-No me había fijado que tenías máquina de capuchino. ¡¿Puedo?!
-Claro Alejadrita, sírvase con confianza. ¿Qué pasa eh?.

Me senté a disfrutar mi capuchino y mis galletas, apagó la televisión y puso música. Su oficina, de pronto, me pareció más cómoda. Había un diván, una máquina que hacía un sonido relajante, y una refrigeración que no emitía ruidos.
Hablamos de los pros y los contras del periodismo diario, de que el tiempo nos comía y que los resultados no podían ser como antes con las exigencias de ahora. En términos personales, le comenté mis intenciones de escribir algo más que las notas del día, de poder opinar un poco, proponerle algo nuevo al lector, algo menos aburrido, por favor.

Me dijo que me entendía perfecto, que no limitara mi creatividad a tiempos y espacios, que dejara fluir libres las ideas y las plasmara una vez maduras.¿Y si algún día no fluían? No pasa nada, dijo, aquí nadie es una máquina.
¿El salario? Sería el mismo... Aquí la idea, dijo, era conseguir la comodidad del empleado.

-Ah, además, te doy la primicia, es casi un hecho, tan hecho como que sólo falta que nos den las llaves, que a partir de la próxima semana todos los reporteros tendrán carro, para que no tengan que gastar los suyos en el trajín diario.

Salí encantada, feliz. El empleo que tenía en el mundo real se acercaba cada vez más al de mis sueños. Este Mario sí que es simpático, pensé mientras caminaba hacia mi cubículo.

-Ale, ¿Comerás aquí o irás a tu casa?-

Giré mi cabeza para responderle a mi compañero que comería ahí, con él. Pero el no me miraba. Miraba a alguien más.
Otra persona, idéntica a mí, sentada en mi escritorio. Misma cara, mismo peinado, misma ropa. Con la mirada perdida en las lineas de texto en mi monitor y los dedos tecleando rutinariamente retazos de los hechos de hoy que mañana serían historia.

4 comentarios:

La Sombra dijo...

Órale, que cruel suele ser el regreso a la realidad cuando logramos escaparnos a un sueño que en pocos minutos tendrá un fin.

Nicotina dijo...

Yo también sueño a veces, pero no tan cabrón y no sé si quisiera viajarme de esa forma, el viaje es bueno pero el aterrizaje está de la chingada

Rhadamanthys dijo...

Te recuerdo por enésima vez, que no existe la palabra, CHEQUÉ, en el DICCIONARIO DE LA REAL ACADEMIA ESPAÑOLA. Creo que la palabra que sí aparece es: REVISÉ, pretérito de REVISAR, a menos que estés hablando de un CHEQUE en efectivo. Por si fuera poco, CHEQUE, paradójicamente, si REVISAS, es un vocablo que de igual forma proviene del INGLÉS. Además en la realidad tu CHEQUE, según me comentaste, sigue mostrando la misma cantidad, así que para mí, tu historia fue buena pero bastante predecible. Nos vemos MI MIEL ALEJANDRITA.

P.D. Estoy en contra de los anglicismos,¿OK? jajajaja

ppon dijo...

CHEQUÉ tu blog para ver si tenias algo nuevo y mira NAÁ MAS! jaja..

Esos "flashbacks" guajiros son geniales.. ,(hoy tuve 2)



saludos alita !