09 diciembre 2006

Sueño vacacional

Hoy en mi primer dia de vacaciones, después de acumular tanto estres por los trabajos a última hora, al parecer mi mente se relajó tanto que tuve un sueño bien curado. Ahi les va:

Teníamos en mi casa 2 perritas chihuahueñas bien pequeñitititas, las dos me cabian en una mano. Eran preciosas y chiquitas (y eso que a mi no me gustan mucho los animales).
Tambien teniamos una ranita pequeñita, del mismo tamaño que las perritas. Entonces, como vivian juntas, como hermanas, la ranita (que era verde fosforescente y no se veía tan asquerosa como las de verdad) se comportaba de un modo un tanto.... extraño. Corría como perro en vez de transportarse como lo hace una rana normal.
Ese dia, no se por que, llevamos a las mascotas a la plazita que está cerca de mi casa, mi hermana s0ltó a las perritas. Yo me preocupé mucho porque se bajaron a la calle y andaban correteando por ahi, y las podían atropellar, y les gritaba: chiquita, chiquita!..y al fin las encontré, porque llegaron corriendo hacia mi, y se subieron a mi mano. La rana, terca con su complejo de chihuahua, tambien se acercaba a mi cuando decía: chiquita!
Al ratito, la ranita me sorprendió, y yo creo que tambien a ella misma, porque iba corriendo tan rápido, que derepente dio un salto de unos 3o metros hacia el techo de una casa de dos pisos.
Lo feo del sueño, fue cuando tuvimos que ir por las perritas a una especie de hospital o quien sabe que era. A lo mejor era como un hotel de mascotas o algo asi. El caso es que a una me la entregaron en perfectas condiciones (al parecer), pero a la otra, me la entregaron en un frasquito.... lleno de formol!!!!!
Supuestamente estaba viva, pero la tenia que sacar de ahi pronto para que despertara. Supuse que se habia portado mal y por eso la durmieron de esa manera tan vil.
Y ya. No me acuerdo si ahi terminó el sueño, pero es lo último que me acuerdo.

1 comentario:

Carlos dijo...

La rana mató a la chihuahua por su gran complejo de nunca poder ser una perrita de verdad.

Yo que tu cuidaría a tu otra perrita.

- La inevitable traición de un complejo, es la triste fortuna de un chihuahua en formol.

Besos querida =**.

- Carlos